Como lograr un orgasmo a través del punto G

Esta semana queremos hacer un especial en el blog de nuestro sexshop, sobre como estimular el Punto G para hacer que tu pareja se corra de gusto.

El Orgasmo del Punto G

Primero de todo y lo más importante, ¿donde esta el el punto G? Es una zona del tamaño aproximado de una moneda de cinco céntimos, situada dentro de la vagina, encima del hueso púbico. Cuando se estimula, el punto G correctamente, este se puede llegar a expandir. En algunas mujeres la estimulación seguida de este punto puede desencadenar un orgasmo muy intenso. Pero a otras, su estimulación les resulta desagradable. Y, sólo para que lo sepas, hay todavía otro grupo de mujeres para las cuales este punto tan buscado no existe en absoluto. ¿Existe o no? Bueno, para algunas mujeres existe y es una fuente de extremo placer cuando se lo estimulan, y para otras es un punto que les provoca muy poca o ninguna sensación. Sin embargo el punto G no es nada nuevo. Era ya conocido por otras culturas pasadas desde el siglo 1 a.C. Los chinos llamaban a esta zona erótica sensible La Perla Negra, y los japoneses se referían a ella como La Piel de la Lombriz. Otra denominación que ha recibido a sido la de Próstata Femenina.

La doctora Beverly Whipple señala que este punto no se encuentra en la pared vaginal, sino que se nota a través de ella, con lo cual requiere una presión más firme y directa para ser estimulado. A causa de su localización, a muchas mujeres les resulta difícil encontrarlo. La manera más fácil es cuando la mujer esta lo bastante excita como para que esa zona, repleta de sangre, se note con mayor facilidad. Entonces como sugiere la doctora Wipple, la mujer debe agacharse y meter un dedo dentro de la vagina, puesto que tumbada no es la mejor postura para encontrarlo ya que,a menudo, los dedos femeninos no son lo bastante largos como para llegar a esa zona en esa postura. En cuanto al punto G, hay otro error relacionado con la eyaculación. La estimulación de ese punto no conduce necesariamente a la eyaculación, aunque la puede provocar.

A continuación os vamos a dar diferentes técnicas para estimularlos.

Técnica Ven Aquí
Técnica Ven Aqui
El orgasmo mediante la estimulación manual requiere una serie de toques firmes. La mejor manera para realizar esta técnica es usando los dos dedos, el índice y el corazón, y aplicar un ligero movimiento circular. Es importante tener las uñas bien cortadas para no realizar ninguna lesión. Con la otra mano es necesario apretar el monte de Venus para así facilitar la inserción de los dedos. También es aconsejable un calentamiento previo.


Técnica Mujer Encima

Técnica Mujer Encima

En la postura con la mujer encima, un hombre puede estimular a su pareja si ella esta de cara a él o, tal como se muestra en la ilustración, dándole la espalda. Ambas alternativas ayudan a crear un ángulo en el que el pene del hombre golpea contra el punto G. La ventaja de estar de espaldas a él es que la pared frontal de la vagina (donde estaría el punto G) recibe una estimulación más directa.


Técnica Hombre Encima
Técnica hombre encima
Dependiendo del ángulo de la erección, la postura con el hombre encima puede funcionar o no. Un caballero que tenga la suerte de tener el pene con la forma de espolón, seguramente tendrá mucho éxito con su pareja. Ha de aplicarse una presión lenta y rítmica. A veces, poner una almohada debajo de las caderas de ella ayuda a colocarla en el ángulo adecuado.

 Técnica De Lado
Técnica De Lado
En la postura lateral, la mujer normalmente debe ser penetrada desde atrás y colocar su pierna superior encima de su pareja. Eso le permite a él tener mayor espacio de penetración para alcanzar la pared vaginal frontal de manera firme y consistente. Dado que esta postura ofrece pocas posibilidades de movimiento, al hombre le resulta más fácil mantener mejor el contacto y la mujer puede ajustar la presión sobre su pared frontal flexionando las caderas hacia atrás o levantando la pierna.

Técnica de Rodillas
Técnica de rodillas
Esta postura permite al hombre permanecer de rodillas mientras penetra a su pareja en un ángulo de 90º. Ella está tumbada boca arriba sobre la cama y le coloca los talones en los hombros o bien le pasa las piernas por encima de los codos. En ambas posturas puede adoptar fácilmente su ángulo preferido. En esa posición él podrá presumir de su trabajo en el gimnasio flexionando los brazos. Cuanto más tire hacia arriba de las caderas de la mujer, más aumentará la presión sobre el Punto G.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s